Desarrollo Personal

Los Miedos del Emprendedor

Los principales miedos a los que se debe enfrentar un emprendedor

  1. Miedo a renunciar a lo bueno.

“No tengas miedo de renunciar a lo bueno para perseguir lo grandioso.”

John D. Rockefeller.-

  1. Miedo al “qué dirán”.

“Cuando deje de importarte el ‘qué dirán’, estarás listo para el éxito.”

  1. Miedo al compromiso.

Los grandes objetivos requieren de grandes sacrificios y de grandes compromisos. Cuanto más grandes sean tus logros, mayor será tu responsabilidad.

No importa si emprendes sólo, con socios o si cuentas con colaboradores que se encarguen de llevar las cuentas y de realizar los trámites administrativos; al final tú, como gestor, tienes la responsabilidad de garantizar que tu negocio cumpla con las diferentes leyes empresariales.

  1. Miedo a perder dinero.

“Quien huye de la Inversión, huye de la Ganancia.”

  1. Miedo a fracasar.

El camino del emprendimiento está lleno de piedras con las que tropezarás.

¿Me dices que iniciar un negocio es arriesgado, cuando tú dependes de un empleo en el que si fallas, sabes que podrían despedirte sin pensarlo?

  1. Miedo a ganar.

Nos enseñaron desde pequeños que la ambición es mala y que “lo que es para uno, tarde o temprano llegará”. Crecimos teniendo miedo a ganar. Crecimos creyendo que en una carrera lo importante es participar.

Un emprendedor debe asumir el rol de protagonista en su vida y ser consciente de que en sus manos está construir la vida que quiere vivir.

Tener mentalidad de ganador significa siempre ir en busca del primer lugar y dar el 120% de su esfuerzo para lograrlo. El éxito exige disciplina, preparación, determinación y estar dispuestos a superarnos a nosotros mismos cada día, todos los días.

  1. Miedo a defraudar a los demás.

“Si fallas, a nadie le importará. Si tienes éxito, a pocos les importará. Emprender es un reto personal que tiene que ver contigo y con los tuyos. ¡No desistas!” Edwin Amaya.-

  1. Miedo a las relaciones profesionales.

Debes rodearte de personas mejores que tú.

Algunos emprendedores son tímidos y aseguran ser mejores trabajando solos, pero sin importar cuan bueno seas, siempre podrás potenciar tus habilidades y talentos asociándote con las personas correctas.

  1. Miedo de ser incompetente.

Cuando estás empezando un negocio, la única competencia que debes superar es a ti mismo. Enfócate en tu producto y en tus clientes. No tienes que ser mejor que tu rival, tienes es que ser único y ser mejor que tú mismo cada día. Ese debe ser tu enfoque.

  1. Miedo a vender.

Si quieres ser un emprendedor exitoso, debes aprender a vender.

Debes vender tus ideas, vender la visión de tu empresa a todas las personas que trabajan contigo, vender servicios, etc.

El mundo está lleno de personas con muy buenas ideas, pero que jamás logran hacerlas realidad porque no saben cómo venderlas.

Saber vender significa saber escuchar, saber comunicar y enfocarnos en servir a los demás.

Claves para Enfrentar los Miedos al Iniciar un Nuevo Reto.

Estas son algunas claves que te ayudarán a enfrentar tus miedos y evitar que se conviertan en un impedimento para lograr tu objetivo de ser empresario:

Asóciate: Busca un socio que no tenga ese miedo que a ti te impide empezar.

Evalúa el riesgo: Cuanto mayor es la incertidumbre, mayor es el miedo. Si te sientas a analizar con números una oportunidad de negocio, tendrás un panorama más claro de lo que estás haciendo y podrás tomar decisiones fundamentadas.

Infórmate: Aprende todo el tiempo y capacítate. Cuanto más crezcas como persona y como profesional, más seguro estarás de ti mismo y más irrelevantes serán tus miedos.

Planea: Investiga y haz proyecciones acerca del negocio que vas a emprender, pero ten cuidado porque demasiado análisis produce parálisis.

Apasiónate: Deja que tus pasiones sean más grandes que tus miedos. Inicia un negocio que te apasione tanto como para estar dispuesto a correr los riesgos que sean necesarios.

Actúa: La mejor manera de afrontar cualquier miedo, es con acción. Comienza dando pequeños pasos y poco a poco tomarás la seguridad necesaria para continuar hasta lograr tus sueños. Si desde el principio te bloqueas pensando en todo lo que debes hacer para construir un negocio, jamás empezarás; entonces mejor convierte tus objetivos en acciones diarias que puedas empezar a realizar desde hoy mismo.

¿Qué otra estrategia has aplicado para enfrentar tus miedos?

“Que tus decisiones estén basadas en tus pasiones y no en tus miedos.  La pasión construye negocios, el miedo no.”